Los aditivos son materiales inorgánicos y orgánicos que incorporados a los plásticos antes o durante su transformación modifican sus propiedades, de forma tal que pueden mejorar su presentación, alargar su vida útil, frenar la acción de factores físico-quimicos, hacerlos más blandos entre otros.

Debido a que cada polímero tiene su propio comportamiento, elegir adecuadamente los aditivos es una parte muy importante del proceso de transformación. Estos deben ser fáciles de dispersar en el plástico, no pueden ser tóxicos y lo ideal es que mejoren las propiedades del producto haciéndolo más flexible o rígido, opaco o transparente, aislante o conductor.

COLOMBIAPLAST EXPOEMPAQUE 2018